Inclusión de compost de cama profunda porcina en alimentación de vaquillas mestizas de doble propósito

Carlos Octavio Larrea Izurieta, Carrera de Medicina Veterinaria,Escuela Superior Politécnica Agropecuaria de Manabí Manuel Félix López, Campus Politécnico El Limón, km 2.7víaCalceta-El Morro-El Limón, sector el Gramal., Jorge Ignacio Macias Andrade, Carlos Jesús Alcívar Cedeño, Luis Stiven Marcillo Cevallos, Carrera de Medicina Veterinaria,Escuela Superior Politécnica Agropecuaria de Manabí Manuel Félix López, Campus Politécnico El Limón, km 2.7víaCalceta-El Morro-El Limón, sector el Gramal., Carrera de Medicina Veterinaria,Escuela Superior Politécnica Agropecuaria de Manabí Manuel Félix López, Campus Politécnico El Limón, km 2.7víaCalceta-El Morro-El Limón, sector el Gramal., Carrera de Medicina Veterinaria,Escuela Superior Politécnica Agropecuaria de Manabí Manuel Félix López, Campus Politécnico El Limón, km 2.7víaCalceta-El Morro-El Limón, sector el Gramal.
2020 Revista Espamciencia  
El objetivo de esta investigación fue evaluar la inclusión de compost de cama profunda (CP) de cascarilla de arroz y porquinaza en la alimentación de vaquillas cruzadas de doble propósito. Para ello se utilizaron 18 vaquillas alimentadas con CP procesada en 12 meses obtenidos de la Unidad de Docencia, Investigación y Vinculación Hato Porcino de la Escuela Superior Politécnica Agropecuaria de Manabí "Manuel Félix López". Se aplicó un DCA con arreglo bifactorial [primer factor: edad (menor a 25
more » ... edad (menor a 25 meses de edad y mayor a 25 meses de edad y preñadas de diferente tiempo de gestación); segundo factor: niveles de compost de cama profunda (0%, 10% y 20%)], se consideró como covariable al peso inicial. La composición nutricional del compost de cama fue determinada mediante un análisis proximal con 5,71% de proteína cruda. No se encontraron diferencias significativas (P>0,05) en cada uno de los factores y en la interacción de estos, el grupo de animales menores a 25 meses de edad tuvo un mejor peso al final promedio de la investigación con 308,48 Kg (±2,24), a la vez que los animales que fueron alimentados con una dieta que incluyó 20% de CP tuvieron un peso medio de 310,18 Kg (±2,10) al final del experimento. Se concluye que el contenido nutricional encontrado en el compost de cama profunda no desfavoreció la ganancia de peso y conversión alimenticia, por lo que las dietas suministradas 20% de porquinaza podrán ser utilizadas para mejorar el rendimiento productivo en vaquillas mestizas.
doi:10.51260/revista_espamciencia.v11i2.222 fatcat:kkujbmy5erealcyavqelblh5ma