Iraq: ojalá solo fuera el petróleo

Xii Año
2006 unpublished
Probablemente, Iraq no se hubiera convertido en un virtual protectorado estadouni-dense de no tener grandes reservas de petróleo, pero esos yacimientos estaban allí antes del 11 de septiembre del 2001, y hasta entonces la política oficial del gobierno de los Estados Unidos hacia Iraq se centraba en la aplicación de lo que el presidente Bush dio en denominar «sanciones inteligentes». Su propósito era afectar los intere-ses de la elite gobernante sin causar estragos entre la población civil (a
more » ... blación civil (a diferencia del régimen de sanciones vigente desde 1991, que provocó según la UNICEF la muerte de 700 mil niños iraquíes). En cambio, tras los atentados en Washington y Nueva York la prioridad de la administración Bush pasó a ser el empleo de «armas inteli-gentes» como medio para derrocar al régimen de Saddam Hussein. Para comprender ese cambio habría que entender primero el efecto paradójico que tuvo el fin de la Guerra Fría sobre la política exterior de los Estados Unidos. De un lado, la desaparición de la Unión Soviética convirtió al país en una potencia sin con-trapesos en los planos político y militar, dotada además de capacidad para proyectar su poderío en el ámbito mundial (dado que sus tropas están presentes en más de cien naciones del planeta). De otro lado, sin embargo, la vigencia durante la Guerra Fría de un orden bipolar y, dentro de él, la estrategia de contención del comunismo, habían representado una fuente de certidumbre en el proceso de toma de decisiones: por ejem
fatcat:5onn2tnkabbahcz3sowk3yrwvy