Viaje por las escuelas de España

A. L. O., Luis Bello
1930 Books Abroad  
Eso hay-y mucho más-en una sola provincia española. Vamos a meternos en las escuelas, cerraderos que todo lo igualan, con sus cuatro paredes, s crucifijo, sus bancas paralelas, potros para herrar chicos, todos iguales, vengan de la sierra, de la mina, del campo o del mar. Pero nosotros, al menos, situa remos cada escuelita en su ambiente y con ello vere mos separarse los siete mundos que ruedan-casi siempre sin descubrir-sobre el pupitre del maestro. VIAJE POR LAS ESCUELAS ÍAS GRUTAS DE ARACENA
more » ... S GRUTAS DE ARACENA 15 ¿quién se mete por ese hueco, boca de subterráneo, de galería o aljibe? Está junto a la cruz de madera, donde antes debió de alzarse una torre muy sólida. Un chiquillo, escurriéndose, ayudado por otros-por las voces de los otros-, es capaz de todo; y sabría encontrar el camino que lleva desde aquí al lago de la gruta. Iberos, tartesios, y fenicios, quizá también los romanos, los godos y los moros que habitaron este castillo, sabrían seguramente que el cerro de Aracena está hueco y en el fondo de grandes cavernas de cristal hay agua. Este secreto lo guardarían muy bien. Por milagros así hemos leído que el defensor de alguna plaza, al cabo de muchos días y meses de asedio, pudo enviar al caudillo de los sitiadores, para demostrarle la abundancia de abastos, no sé si una carpa o un barbo vivo. En Aracena, la leyenda no dice que supieran nada los antiguos, ni que el descubrimiento de las grutas fuese obra de algún pastor o de algún chico de la escuela, buscando la "pala de oro", como me contó en el castillo cacereño de Montánchez un chico que sólo tenía noticia de haberse descubierto "la pala de plata". Aquí llegó a las grutas, antes que los muchachos, "la tía Pastora", la Pan y sardina, y no desde el castillo, sino por una salida que iba más abajo de la fuente, ladera del cerro, barrio de San Pedro. La vieja "Pan y sardina" no buscaba tesoros, sino la cría de su cerda que se le había escurrido por el agujero. Como era testaruda, se metió ella también. Llevaría su candil, sin duda. El caso es que detrás de la vieja fué el pueblo, con linternas, hachones y bengalas, como en Arta, y nació "la gruta de las maravillas". l6 VIAJE POR LAS ESCUELAS 20 VIAJE POR LAS ESCUELAS quillas fogosas. Los vaciaderos, donde cae la escoria de la pirita, son reverso, negativo, más bien de la inmensa hoya o anfiteatro de donde sale el cobre. La corta, el vaciadero, el pueblo, trepando, separándose un paso cada día para no caer; la balsa grande, las fundiciones, la vía por donde el mineral fluye, rumbo a Huelva, siguiendo el atormentado cauce del río sangriento; a un lado, en alto, los jardines ingleses, la colonia-casitas campestres, maderas barnizadas, trepadoras hasta el tejado, campo de tennis, siluetas blancas, risas-; alrededor, la sierra, brava, que vuelve a llenarse de vegetación y destaca los primeros pinos hasta el mismo borde de la corta. Ese es Ríotinto. Pero yo recomiendo a todo español que vaya a Ríotinto, por lo menos una vez en la vida; y, si quiere entender una ruda lección, que lea la historia de las minas. Debo seguir mi ruta de las siete Huelvas, y entro, cerca de la estación, en la escuela del Coso. Los alumnos de D. Tomás Bernal, de D. Felipe Romero, son, casi todos, hijos de operarios de las minas, o de empleados de la Compañía. Ellos mismos no serán, probablemente, otra cosa. Hay enorme variedad de destinos y pueden elegir. Ser peón es poco. Pueden ser "barreneros", o "prendedores"; unos abren los barrenos y otros los prenden fuego a toque de bocina y de corneta; "saneadores", que van limpiando de peligros las galerías; "zoteros", que avisan, con la voz de alarma: ¡zote!, anunciando las explosiones; "zafreros", si recogen la zafra, es decir, el mineral en el suelo; "paleros", si mullen los desmontes para cargar tierra. Y hay una misión muy difícil que exige ciencia: la de "entivador", que va armando los andamiajes de madera para prevenir hundimientos. El que prefiera ser mecánico puede mmm-*---mr-
doi:10.2307/40045999 fatcat:dah2fy5dyzeyrhj2y4aa7zucpq