TITULO: La pantalla global. Cultura mediática. AUTOR: Gilles Lipovetsky, Jean Serroy. EDITORIAL: Anagrama. Barcelona, 2009. 352 pp

Reseñado por: Jorge Martínez Lucena
2009 Comunicación y Hombre  
S on por todos conocidas las teorías de Gilles Lipovetsky. Ensayos como "El imperio de lo efímero: la moda y su destino en las sociedades modernas" (1987), "La era del vacío" (1983), "El crepúsculo del deber" (1992) o "La felicidad paradójica: ensayo sobre la sociedad de hiperconsumo" (2006), forman parte de nuestro acerbo sociológico de los últimos tiempos. En esta ocasión se trata de verificar que todas esas teorías encuentran eco y son potenciadas por lo que sucede en nuestras pantallas.
more » ... o a Jean Serroy, autor de "Entre deux siècles. 20 ans de cinéma contemporain" (2006), Lipovetsky nos explica cómo la era hipermoderna irrumpe en la sociedad a través de la multiplicación metastática y globalizada de nuestras pantallas, y cómo el cine, tanto en su contenido como en su forma, se metamorfosea de acuerdo con los cambios acontecidos en el panorama social. En la introducción los autores argumentan la aparición, de 1980 en adelante, de una nueva era en el cine que ellos llaman "hipermoderna" y que se caracteriza, sobre todo, por generar un "cine global, fragmentado, de identidad plural y multiculturalista" (Lipovetsky y Serroy, 2009: 15). A pesar de que siguen realizándose grandes producciones multimillonarias, su representatividad porcentual con respecto al número total de películas estrenadas en el mundo es cada vez menor. Las producciones exclusivamente hollywoodienses también se ven reducidas y crece cada vez más el número de co-producciones con otros países o de otros países. Al lado del cine comercial con una fortísima inversión publicitaria y guiado por rigurosos estudios de marketing, tenemos un nuevo "cine de autor", de poco presupuesto y de origen diverso. En resumen, afirman los autores: "El cine se ha convertido en educador de una mirada global que llega a las esferas más diversas de la vida contemporánea" (28). En la primera parte se profundiza en este modo de ser hipermoderno del cine. Se nos empieza contando el carácter ontológicamente moderno del séptimo arte. Y se nos recuerdan los tres factores que Lipovetsky destaca en su teoría de la hipermodernidad como aceleradores en sinergia de esta modernidad: el nuevo orden democrático-individualista, la dinámica del mercado y la tecno-ciencia. El crecimiento desordenado de esta tres variables origina una modernización desmesurada. Esto mismo lo vemos en Revista Comunicación y Hombre · Número 5 · Año 2009 Recibido 1 de julio de 2009 Páginas De la 205 a la 208
doaj:2711faa505fa402eb2a4bd0c10161d4f fatcat:ees46nxehvbo5jcobzmj7rynoq