La reforma administrativa: blancos imaginarios y arqueros inciertos

J. Vilas Nogueira
1996 Gestión y Análisis de Políticas Públicas  
Este artículo tiene su origen en mi intervención en el Seminario sobre la Reforma Administrativa ' , pero no la reproduce exactamente, pues me ha parecido útil recoger algunas inspiraciones de algunos de los colegas intervinientes e introducir ciertas cuestiones, o precisar la formulación de algunas de las expuestas oralmente, como consecuencia de algunas manifestaciones de otros colegas, que me parecen equivocadas. En primer lugar, a la vista de algunos desarrollos resulta conveniente, sino
more » ... onveniente, sino inexcusable, precisar «desde dónde» se hace esta intervención. Es una intervención de un profesor de ciencia política, consagrado preferentemente a la ciencia política básica. No es un discurso de un político ni de un experto o consultor. Es posible que la ciencia política básica no tenga mucha utilidad, incluso es posible que no tenga ninguna, pero está reconocida en la vigente institucionalización del saber, y no parece que sea uno de sus cultivadores el más adecuado para emitir un juicio a propósito de su utilidad. En cualquier caso, es rigurosamente no pertinente pedir «peras» de practicismo político o de expertisage (o saber aplicado) al «olmo» de la ciencia política básica. La intervención del Sr. Secretario de Estado para las Administraciones Públicas, con irónica reticencia hacia la utilidad para los políticos de los desarrollos académicos, lo dejó muy claro. Lamentablemente algunos otros intervinientes no parecían tenerlo tan claro y pretendieron responder a ciertas críticas teóricas con la justificación de ciertas mejoras producidas en los procesos administrativos por consecuencia de inspiraciones reformistas asumidas ecléctica y pragmáticamente. Si estas mejoras son ciertas, todos debemos felicitarnos por ello, pero no necesariamente enervan las críticas teóricas. En segundo lugar, por la misma razón de que estamos hablando de ciencia política, las palabras importan. En todas las ciencias la precisión del lenguaje es un objetivo deseable, y el grado de su consecución suele ser paralelo al grado de su cien-GAPP n. 9 7-8. Septiembre 1996 / Abril 1997
doi:10.24965/gapp.vi7-8.97 fatcat:elitazk3dfguzaggknvhzwzefi