La vivienda social española en la década de los 50: Un paseo por los poblados dirigidos de Madrid

Ana María, Esteban Maluenda
unpublished
Presentación Nuevamente incluimos en Cuaderno de Notas un trabajo proveniente de las actividades relacionadas con los cursos de doctorado. En este caso se trata de una recopilación de los más tempranos e interesantes ejemplos de vivienda modesta de carácter moderno construidos en la periferia madrileña en los años 50 realizado por Ana María Esteban Maluenda, alumna del programa de doctorado del Departamento de Composición Arquitectónica. Los célebres, en su momento, poblados de absorción y
more » ... de absorción y dirigidos fueron, como es sabido, una de las experiencias más prometedoras en el ámbito de la construcción de viviendas mínimas para solucionar el problema de inmigración masiva hacia la capital. En ellos se ha visto, aparte de su importante papel social, uno de los primeros resquicios por los que comenzó a reintroducirse en España la cultura arquitectónica moderna europea e internacional. Aunque el tema ha sido tratado en publicaciones recientes y es objeto de renovado interés en la actualidad, el resumen que aquí se ofrece tiene la particularidad de presentar, junto a una interesante introducción, una serie de útiles fichas con información detallada de la ubicación de los distintos poblados, en las que se aportan datos sobre su estado actual. Por otra parte, es el primer trabajo sobre material español aparecido en Cuaderno de Notas, lo que se justifica dentro de este número por su conexión con el importante artículo de Auke van der Woud sobre la vivienda popular moderna de entreguerras. R. G. i para resolver el problema de la vivien-da dispusiéramos de dinero en abundan-cia, de terrenos urbanizados bastantes, de los necesarios materiales de construcción sin agobios y de una buena mano de obra entre la que elegir a los mejor preparados..., el problema de la construcción de viviendas quedaría reducido a un problema técnico, en el que los profesionales, tra-bajando con desahogo, pondrían a la exposición de las gentes su capacidad y su gusto, y fácilmente se-rían alabados. Si, por el contrario, todo lo que es necesario para construir hogares; si suelo, materiales, medios fi-nancieros, mano de obra especializada y capaci-dad económica de los futuros usuarios está medido, limitado, sujetando tantas y tantas aspiraciones como sentimos; si hay, además la angustia de sal-var los cuerpos y las almas de millares de compa-triotas que hoy viven en un medio repelente; si constantemente se halla ante nosotros la imagen de tantos niños que conocen esta patria, a la que amamos y servimos hasta la desesperación, a tra-vés de la pobreza del suburbio..., entonces ¡¡qué "S
fatcat:5dltc5pu5fgltlv2zvs36pw4h4