TUÑÓN CONTRA BORGES: LA DIVISIÓN DEL CAMPO ANTIPERONISTA EN LA SEGUNDA MITAD DE LA DÉCADA DE 1950

María Fernanda Alle
2019 Acta Literaria  
Resumen: El objetivo de este trabajo es rastrear, a partir de algunas afirmaciones puntuales en torno al peronismo que Raúl González Tuñón realiza en la entrevista que mantiene en 1973 con Horacio Salas, la distancia que el poeta plantea respecto de los posicionamientos antiperonistas de Borges y otros representantes políticos del liberalismo argentino. Interesa revisar los diversos argumentos -políticos, literarios, estéticos-que sostienen la oposición al peronismo en Tuñón y en Borges, en la
more » ... y en Borges, en la medida en que esos argumentos ponen a funcionar una concepción de pueblo distante, diferente y hasta opuesta, que separa y vuelve irreconciliables sus posiciones intelectuales ante el fenómeno peronista. Asimismo, se ubica la posición antiperonista de Tuñón en el marco de los nuevos debates en torno al peronismo que se abren tras su caída en 1955. Palabras clave: Raúl González Tuñón -Jorge Luis Borges -Antiperonismo -Pueblo -Comunismo. Abstract: The objective of this paper is to locate, based on some specific assertions about the Peronism that Tuñón makes in the interview that he maintains in 1973 with Horacio Salas, the distance that the poet sets out with respect to the Borges' anti-Peronist positions and other political representatives of the Argentine liberalism. It's interesting to review the various arguments -political, literary, aesthetic-that maintain the opposition to Peronism in Tuñón and Borges, according to these arguments put to work a conception of "people" distant, different and even opposite that separates and makes irreconcilable their intellectual positions before the Peronism. As well, is located the Tuñón's position of Peronism within the time frame of the new debates around Peronism that are opened after its fall in 1955. Acta Literaria 59 (75-92), Segundo semestre 2019 Introducción D esde su surgimiento en la década del 40 y, por lo menos, hasta la última dictadura militar (1976)(1977)(1978)(1979)(1980)(1981)(1982)(1983), el peronismo fue el eje articulador de los antagonismos y de las polaridades políticas argentinas. Sin embargo, como señala Carlos Altamirano, si entre 1945 y 1955 el peronismo "había dividido la opinión en dos campos inconciliables", que podrían resumirse en los términos de "peronistas versus antiperonistas", tras la Revolución Libertadora, volvería a dividir las aguas del pensamiento pero "la nueva división no reproducirá las líneas de la anterior sino que bifurcará las filas del campo antiperonista" (2001a: 40). Al mismo tiempo, esta división en torno a los modos de significar al peronismo, no se producirá solo en el ámbito político sino que impactará, de modo fundamental, en las discusiones y polémicas del campo intelectual. Así, mientras que el primero de febrero de 1946, ante la inminencia de la elecciones presidenciales, Raúl González Tuñón -quien desde mediados de la década del 30 era un convencido militante del Partido Comunista Argentino (PCA) 1 -puede firmar la "Declaración de escritores en apoyo a la Unión Democrática" 2 , junto con Victoria Ocampo, Jorge Luis Borges y Ernesto Sábato, después del triunfo de Perón y, posteriormente, tras su caída, ya no podrán convivir todos ellos bajo una rúbrica común porque los
doi:10.4067/s0717-68482019000200075 fatcat:cfvwkjfcc5akpoqjgejwu3774y